Cocina

Probando Tarta Tatín de manzana de “Eneko Sukaldari”

Hoy os hago una nueva propuesta, a ver qué os parece. Me he encontrado cocinando más de lo habitual. Por un lado, porque hemos tenido muchas comidas y cenas y por otro, porque me he propuesto seriamente comer sano pero rico. He pensado que podría compartir una vez al mes un dos por uno, recetas que estoy encontrando y guardando en mi recetario, junto con blogs increíbles que me están facilitando mucho la vida. Hay un mundo de blogs gastronómicos geniales y además de seguirlos, me apetece poner en práctica sus propuestas. Esta receta de hoy en concreto la hice por este post que vi en Eneko sukaldari.

Para empezar esta nueva sección, traigo la madre de todas las tartas. Lo sé, lo sé, no empiezo con algo totalmente sano, pero prometo que es espectacular. Si os toca llevar algo a un evento, apoderaos del postre, hacedme caso. Es muy fácil y está buenísima. En la última barbacoa entre amigos, llevé 2 tartas distintas y ésta voló en menos de 10 minutos (la otra no tanto, ejem).

Aunque suene raro, confieso que también me gusta hacerla porque me parece divertida. La idea de cocinar una tarta al revés tiene su gracia. Ese momento de nervios cuando le das la vuelta, como a una tortilla de patatas, ese puntito de adrenalina, tiene su cosa.

En lugar de hacerla con peras, quería probar con la clásica primero (ya llegará la otra). Después de ver varias recetas, hice una pequeña mezcla de lo que encontré por aquí y por allí. Algunas ponían más mantequilla, otras menos, con canela, sin ella, … Seguro que todas salen espectaculares, pero aquí tenéis la que yo he probado y sé que funciona. A disfrutarla!

Ingredientes

  • 75gr demantequilla
  • 1 base de hojaldre
  • 200gr de azúcar
  • 4 manzanas reineta
  • Canela
  • Limón

Receta

En una sartén que luego puedas meter en el horno pon el azúcar y la mantequilla. La ideas es hacer un caramelo.

Pela las manzanas y pártelas en cuartos. En un bol aparte, échales un poco de limón para que no se oxiden y bien de canela, sin miedo.

Cuando el caramelo esté hecho, coloca las manzanas boca arriba, tapando todo el fondo y déjalas a fuego medio unos 15 minutos.

Saca la sartén del fuego, deja que temple un poco y coloca el hojaldre tapando las mazanas. Haz unos cuantos agujeros en la masa y directo al horno precalentado a 180 grados. En unos 15 minutos el hojaldre debería estar dorado y hecho, en ese momento puedes sacarlo del horno.

Espera un poco para darle la vuelta, como si fuera una tortilla de patata, igual. Ya lo tienes!

Si se mueve alguna manzana, colócala donde debería estar, nadie se enterará.

Recomendaciones personales

  • Cuidado al hacer el caramelo porque en pocos segundos puede pasar de estar perfecto a quemado.
  • Si al hacer el caramelo os queda granulado, le podéis añadir un poco de agua para ligarlo.
  • Para darle la vuelta a la tarta, es mejor que protejas tu brazo con una toalla, el caramelo quema mucho mucho y es fácil hacerse una quemadura fea.

Comentarios (5)

  • Yo no soy de tartas. No sé por qué les tengo tanta manía, pero no las he comido en la vida. Ni en mis cumpleaños. Es que lo veo todo TAN dulce que me echa para atrás. Pero no descarto hacer esta receta cambiando el azúcar por edulcorantes, así que ya te contaré, porque vaya pintaza tiene 😛

    Responder
    • A mí tampoco me gustan las cosas muy dulces, lo cierto es que cada vez me empalagan más, pero ésta no es especialmente dulce, a pesar del azucarazo que lleva. No sé cómo vas a hacer el caramelo con los edulcorantes. Si lo haces, cuenta cuenta!!

      Responder
  • Uyyyyyyyy qué buena pinta tieneeeee!!!! Guardadita y cuando llegue el cocinero se la propongo para el finde!!!!! Gracias por la receta, muá!

    Responder
    • Desde que la aprendí, ya he hecho varias. Qué peligro tiene. Está demasiado buena. Ya me contarás 😉

      Responder
  • […] Probando Tarta Tatín de manzana de “Eneko Sukaldari” […]

    Responder

Escribir un comentario