compras personal

Bañador de manga larga para una protección solar completa

No suelo escribir sobre ropa, pero esta vez, ha habido una prenda que me ha hecho el verano mucho más fácil.

Por cuestiones médicas, tengo prohibido tomar el sol. Los veranos son todo un engorro para mi. Crema arriba, crema abajo y ni por esas me solía librar de alguna quemadura (y del enfado por haberme quemado).

Sé que esto de no poder tomar el sol es una realidad que vivimos muchas personas y es por eso que he querido compartirlo. Para los que no tengáis problemas con el sol (afortunados!!! os envidio profundamente), os parecerá una exageración, pero os prometo que para mi, este bañador ha sido como el día que me pusieron las gafas y pude ver bien por primera vez.

Es un bañador de manga larga y cerrado en el cuello. Los venden en Etoile Zarautz. Si estáis interesados y no os viene bien acercaros hasta Zarautz, podéis escribirles vía Facebook y seguro que lo pueden hacer llegar a cualquier parte.

Es tela de bañador normal, se seca muy rápido y me resulta muy cómodo que sea una única pieza. He solido utilizar las camisetas de surferos, pero debajo tenía que ponerme el bikini también y al final, terminaba quitándome la camiseta y exponiéndome innecesariamente al sol. Con este bañador no tengo opción y me siento mucho más protegida. Además, está feo que yo lo diga, pero anda que no es mono!

Aunque no tengáis demasiados problemas al sol, ya todos sabemos lo importante que es la protección solar, que la piel tiene memoria,  bla bla bla… No me voy a enrollar con esto.  Pero como sé que a ciertas edades cuesta hacer esta labor de concienciación, os dejo un vídeo que os puede ayudar, si estáis en esa tesitura. Tengo hermanos adolescentes y pude comprobar yo misma el impacto que provocó en ellos y cómo desde que vieron el vídeo, se echan más crema. Mi padre me ha solido pedir el enlace varias veces para pasárselo a amigos y que se lo enseñen a sus hijos. Sí, es así de bueno. Si no me creéis, comprobadlo vosotoso mismos.

Comentarios (6)

  • ¡Me encanta! Mi madre también tuvo un melanoma en la piel y eso que no va a la playa nunca, siempre ha huido del sol. Desde entonces, y aunque siempre hemos sido de ponernos crema, yo llevo protección 50 todo el año, invierno y verano. No soy de sol, he ido dos días a la piscina y uno a la playa. No creo que mucho más este mes, siempre a la sombra y cargada de crema. La gente no es consciente de todo lo que implica estar ahí tostándose. Muy buena idea el bañador, me lo apunto 😉 A disfrutar de la playa más guapa que ninguna!!!!

    Responder
    • Vaya, no lo sabía. No me extraña que tú también estés concienciada. Es una puñeta, pero qué le vamos a hacer. Por lo menos, con este tipo de cosas, se hace algo más llevadero 😉

      Responder
  • ¡¡No fastidies!! Nunca me he parado a pensar en que existirían este tipo de bañadores, pero está claro que para la gente con problemas en la piel o, simplemente, que quieren protegerla al máximo, tendría que haber. Conmigo desde luego no sacarían el negocio adelante. Siempre, siempre uso protección, pero lo mío es el nudismo ^_^

    Responder
    • Otro tipo de burkini :S No sabes cuánto os envidio a los que tenéis una piel resistente a los rayos del sol. Si pudiera hacerme negra o mulata en un abrir o cerrar de ojos, lo haría sin duda. Qué bonito es soñar jajajaja… Tú disfruta del nudismo lo que otros no podemos!!

      Responder
  • Yo soy de las de 50 protección total, pero no voy a la playa…no me gusta…pero en el monte y en la bici..siempre encremada…es lo que tiene ser transparente 😉
    Me gusta la idea del bañador….por lo menos para poder estar, algo más relajada…
    Además, molan las rayas.

    Responder
    • Mola verdad? Eres de las mías, yo también estoy encremada perdida todo el día, manchando de crema mochilas, camisetas, vestidos, pantalones,… Menuda cruz!

      Responder

Escribir un comentario